Blog

Estafas en la Red, timos en coches de segunda mano y dispositivos de localización

· admin · 0 comentarios.

Nos preguntaremos como realizar una compra segura y poder reconocer una estafa en Internet a la hora de adquirir un nuevo vehículo. Un primer consejo para evitar cualquier estafa en la web es comprobar siempre nombres, direcciones y números de teléfono. Al igual que en la adquisición de la última  tecnología de seguridad, como dispositivos antirrobo, en la compra debemos ser precavidos a la hora de pagar por adelantando o aceptar cheques.

macbook-577758_1920

Siempre que haya dinero o bienes de por medio somos propensos a ser víctimas de una estafa. Internet, al igual de ofrecer posibilidades positivas incontables, también es un medio donde aumentan las estafas a través del anonimato de la persona/banda que hay detrás llegando a confundir y timar a posibles incautos.

A continuación veremos las estafas más comunes en la red:

  • El coche se encuentra en otro país y nos reclaman un adelanto/señal
    Nos encontramos ante uno de los timos más usuales en la red. La persona interesada en el vehículo encuentra el producto en cuestión a un precio bastante asequible. Al ponernos en contacto con el vendedor, nos comunica que se encuentra en el extranjero y quiere deshacerse del vehículo lo antes posible. Nos reclama un adelanto como señal y para poder enviar el vehículo.  En el caso de sospecha, siempre debemos tener una premisa en mente: “si hay duda, es que no hay duda”.
  • El comprador prefiere pagar a través de un cheque:
    Otro método común, los cheques sin fondos. Siempre deberíamos desconfiar de este método de pago.
  • La página web de anuncios no existe realmente:
    Tratándose de profesionales que tienen su propio portal, con un aspecto profesional y serio. Algunos de ellos incluso suben anuncios en otros portales de compraventa para captar nuevos “clientes”. El portal estaría activo durante una temporada para luego darla de baja y desaparecer sin dejar rastro.  Al igual que en el primer caso, piden una señal, y cuando ya tienen el dinero, dejan de atender llamadas y correos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto las condiciones de uso* (Leer +)