Blog

El robo de motos en España

· Detector · 0 comentarios.

Coger la chaqueta,  el casco y los guantes e ir a por la moto. Pero no está: te la han robado. ¿Por qué se roban motos? ¿Cuáles? ¿Qué pasa con ellas? ¿Cómo evitarlo? Aquí tienes un completo especial para que lo sepas todo sobre el negocio de las motos robadas.
Hay que decir los robos de motocicletas y ciclomotores en España se han reducido a la mitad en los últimos cinco años. Fuentes del Ministerio del Interior citan que el robo de vehículos a motor ha descendido desde el año pasado un 14,4 %, aquí se incluyen motos, coches, maquinaria industrial, etc. Esto es debido a que gran parte de los robos tienen por fin su venta en mercados secundarios en los que las transacciones se realizan en dinero “negro”. La crisis ha afectado notablemente a este tipo de robos, propiciando el descenso en la demanda de  robos “por encargo”.
En España se roba una moto cada 7,5 minutos, localizado el robo sobre todo en las grandes urbes españolas, arco mediterráneo destacando Barcelona y Málaga y  en el interior en Madrid.

Conocemos muy poco sobre cuáles son las motos más robadas en España (el Ministerio del Interior no aporta muchos más detalles), pero buceando por internet hemos encontrado datos escalofriantes como que «En Barcelona desaparecen ocho Yamaha T-Max cada día». Cifra que nos ha sido imposible confirmar, pero que no sería de extrañar. Sí tenemos, por ejemplo, la lista de 10 motos más robadas en Francia, (el país más avanzado en materia de antirrobos). La mitad son Scooter y entre las cinco restantes encontramos tres Naked, una deportiva y una 125 de marchas. Por cierto, que la número uno es el T-Max.

¿Qué conclusión podemos sacar de ello? Que las motos más robadas son las que más se venden en las tiendas, por lo que no vamos muy desencaminados si afirmamos que muchísimas motos se roban porque hay una gran demanda (bien completas, bien de sus piezas) en el «mercado negro». Y si hay gente sin escrúpulos que quiere comprar motos o recambios por debajo de su precio de mercado (de primera o segunda mano), alguien tiene que hacer el trabajo sucio…

Según los datos que manejan los fabricantes de antirrobos, en torno al 85% de los robos de motos son fortuitos, ocasionales, motivados normalmente por un descuido del propietario, que deja la moto desprotegida en un lugar poco concurrido, en el que el ladrón puede hacer su trabajo con facilidad. El 15% restante, la inmensa minoría, son robos «profesionales», es decir, que el ladrón sigue o controla al propietario y elige el momento más conveniente para llevarse la moto o bien perpetra el robo por encargo directo de alguien.

localización y robo de motos

En cuanto al modus operandi empleado, hay que decir, que las bandas está perfectamente organizadas y que se han especializado, por lo que el robo de marcas / modelos específicos, en primer lugar cargan la moto en una furgoneta, posteriormente según nuestra experiencia, la transportan a algún lugar discreto alejado del lugar del robo para hacer lo que llaman ellos “ dejar enfriar” por si hubiera algún dispositivo de recuperación en caso de robo y regresan a los pocos días. En el caso de que la moto se encuentre en el lugar ya se la llevan al taller
clandestino para el desguace y la venta por piezas o para transportarla íntegramente y venderla en el mercado negro.
La mala noticia es que según datos del Ministerio de Interior solo se recupera un 10% de los vehículos robados. La clave de su recuperación está en la celeridad con la que se denuncie y se den a conocer los datos del vehículo robado (matrícula, chasis, características, etc.) y de la existencia de dispositivos de localización GPS, sumamente efectivos a la hora de seguir la pista del vehículo robado.

La dificultad de recuperación de una moto robada se hace evidente, de hecho es bastante improbable su recuperación, salvo que disponga de un sistema localizador. Detector dispone de un acuerdo de colaboración con el Ministerio del Interior (FCSE) para la recuperación de vehículos robados y trabaja continuamente en la mejora de los procesos para la mejora de su eficacia en la recuperación de motos robadas.
Con estas estadísticas en la mano, la mejor solución es la prevención: tener un buen seguro con cobertura de robo, estar siempre alerta y no bajar la guardia nunca así como la instalación de dispositivos de localización y recuperación de motos robadas Detector Onbike. Gracias al acuerdo que Gurpo Detector tiene con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y la amplia experiencia trabajando con empresas del sector de moto Detector se ha convertido en un referente en la recuperación de motos robadas.

Otras medidas, también recomendamos aparcar la moto en lugares de difícil acceso, ya que las motos suelen cargarse en un camión para ser transportadas, aparcar la moto cerca de lugares donde haya cámaras de vigilancia (bancos, organismos oficiales, etc) y una pitón o candado de un grosor más grande que los comunes. Dicho esto, nada puede evitar el robo de una moto, por lo que recomendamos equipar la moto con sistemas que permitan la recuperación de la moto en caso de robo.